Tiempo estimado de lectura: 3 minutosReading Time: 3 minutes

 

Las aguas del río de 2017 están llegando a su desembocadura en el mar de los recuerdos. Como todos los años, es un buen momento para hacer balance y revisar si se han cumplido los propósitos del año anterior.

Propósitos del año anterior

Se puede decir que no saco nota en este apartado (véase entrada de año nuevo 2017), pero tampoco suspendo. Para empezar, trabajo no me ha faltado, sobre todo en cuanto a clases particulares gracias a las nuevas plazas ofertadas por la Junta de Andalucía para profesorado de francés, ya que me han llamado algunos clientes para que les preparase el B2 de DELF o de la Escuela Oficial de Idiomas. Me ha venido muy bien para coger experiencia en la preparación de exámenes y afinar mi pericia —o savoir faire— didáctica.

Felices fiestas 2017

 

Bien es cierto que me hubiese gustado traducir más, pero apenas tenía tiempo entre mis clases de universidad (año más difícil) y las clases que iban saliendo. El libro que terminé de traducir el año pasado se publicará durante 2018 (paciencia).

Respecto al aprendizaje continuo, sí que sigo in the loop: no he parado de leer ni de formarme en todo el año. Cómo no, destaco que me he sacado el C2 en inglés al aprobar el examen CPE de Cambridge en julio; esto supone para mí una gran satisfacción, sin duda. También recomiendo los cursos MOOC (Coursera, MiriadaX, Fun —en francés—, EdX) de las diversas plataformas universitarias. La mayoría pueden estudiarse gratis (sin el certificado, que cuesta unos 30 €). Yo completé unos cuantos.

Si hay un propósito que no he cumplido apenas es el de ir es el de ir a ferias y congresos literarios. Ya sea por tiempo o dinero, no fui ni al Ojo de Polisemo ni a la Feria del Libro de Madrid; pero sí que fui a la Noche de los Libros en Málaga e intercambié alguna que otra tarjeta de visita. A ver cómo se presenta el 2018 al respecto.

También he redactado y enviado algunas propuestas de traducción, sin, por ahora, respuesta positiva por parte de las editoriales. Sigamos buscando.

Y en cuanto a la salud, pese a haberme mantenido en mi sobrepeso, soy capaz de correr, hacer largas caminatas o practicar artes marciales sin cansarme demasiado. Tengo una tensión arterial y salud cardiovascular estupendas. Además, apenas he cogido un par de catarros este año, lo cual es encomiable. Para mí estar sano es uno de los pilares importantes, porque es el que sostiene a los demás. Sigamos así el año que viene.

Para 2018

Pues el análisis CAME lo sintetiza perfectamente:

análisis-came

 

Este va a ser un año interesante, porque termino la carrera de Psicología (espero) y se publica mi primera cotraducción. Además de moverme un poco y pensar si voy o no a estudiar algún máster para el curso 2018-19.

Por lo tanto, querido lector, espero que este 2017 haya sido un gran año y que el que viene sea aun mejor. Desde Licurgo Translations, te deseamos unas felices fiestas y un estupendo y excelente 2018.

Hasta pronto.

 

¿Qué te ha parecido?
[Total: 1 promedio: 5]
Compártelo en tus redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *